LO PRINCIPAL

jueves, 12 de abril de 2012

Apostamos por una cultura libre, universal y sin restricciones.

Cuando hemos hablado de cultura libre y derechos compartidos (lo contrario al “copyright”), nunca falta quienes se rasgan las vestiduras y nos acusan de fomentar la piratería y atentar contra la sagrada propiedad intelectual.  En ésas estábamos y llegaron a nuestras manos unas coplas del gran Manuel Machado, hermano de Antonio. Y después encontramos a otro grande, Atahualpa Yupanqui, que habla sobre la importancia de no ser importante y canta las coplas mencionadas:

Hasta que el pueblo las canta,
las coplas, coplas no son,
y cuando las canta el pueblo,
ya nadie sabe el autor.

Tal es la gloria, Guillén,

de los que escriben cantares:
oír decir a la gente
que no los ha escrito nadie.

Procura tú que tus coplas

vayan al pueblo a parar,
aunque dejen de ser tuyas
para ser de los demás.

Que, al fundir el corazón

en el alma popular,
lo que se pierde de nombre
se gana de eternidad.


Manuel Machado

Ya es más común escuchar que muchos piensan que el generoso pensamiento de este poeta vale para las coplas, para las canciones, para las películas, para las novelas, los libros, los programas de radio y televisión... para todas las expresiones culturales. Porque la cultura siempre es un fruto colectivo. Y a la colectividad debe ser devuelta.

Apostamos por una cultura libre, universal y sin restricciones.

VIDEOS HISTORIA, FILOSOFIA

Loading...